Carlos Tablante en el Hay Festival de Cartagena: Dinero del narcotráfico y de la corrupción alimenta sistema financiero mundial

On febrero 5, 2014 by carlostablante

A pesar de los múltiples controles impuestos a las entidades financieras por los organismos reguladores, miles de millones de dólares provenientes del tráfico de drogas terminan legitimados y utilizados en negocios “legales”. Ello no podría ser posible sin la complicidad y el maridaje de funcionarios públicos, empresarios y banqueros. El poder corruptor de las grandes cantidades de dinero que maneja el narcotráfico y la delincuencia organizada en general, es inmenso.

Esta fue una de las principales conclusiones del conversatorio “Puede la corrupción acabar con un país?” en el que participaron la periodista mexicana Anabel Hernández, autora del libro  ”Los señores del narco” – obra de gran impacto en México y los Estados Unidos-, Carlos Tablante, co-autor junto con Marcos Tarre, de “Estado Delincuente: Cómo actúa la delincuencia organizada en Venezuela”, Jaime Abello, Director de la Fundación Nuevo Periodismo Gabriel García Márquez y el periodista y editor Sergio Dahbar, quien fungió de presentador del conversatorio, en el marco del Hay Festival que tuvo lugar recientemente en Cartagena (Colombia).

“El dinero es la sangre del cuerpo de la delincuencia organizada y se mueve, no en camiones ni containers, sino a través de la plataforma del sistema financiero mundial y es la base de grandes negocios”, afirmó Carlos Tablante. Lo cual fue ratificado por Anabel Hernández quien denunció que la banca mexicana, en su mayor parte transnacional, “suplica a los traficantes de drogas para que depositen el dinero en sus bancos” compitiendo entre ellos en una suerte de “puja” a ver cual ofrece las comisiones más bajas para mover y lavar los capitales. Estos acuerdos  “se hacen al más alto nivel corporativo a través de fondos de inversión y en ocasiones con la colaboración de grandes empresas, habituadas a mover altas sumas de manera por lo que no despiertan sospechas”.

“Los cárteles se han vuelto muy sofisticados para lavar el dinero” comentó Hernández, que puso como ejemplo un caso de fraude financiero tipo Ponzi que actualmente investiga la DEA en México, en el cual, luego de cinco años de investigación, se encontró el enlace con el dinero del narcotráfico. Hernández subrayó el carácter trasnacional de la mayoría de los bancos mejicanos. “Los bancos involucrados en esta investigación, por ejemplo, son Wachovia, Wells Fargo y Bank of America”, comentó la periodista que finalmente concluyó que «Si bien México  es un foco de corrupción y el gobierno  es responsable, también es cierto que los otros gobiernos del mundo que toleran el lavado de dinero son corresponsables de la masacre que está ocurriendo en México y en otras partes del mundo”, refiriéndose a la ola de violencia generada por la guerra entre los cárteles de narcotraficantes.

Delitos como el narcotráfico, el tráfico de personas, el secuestro, la extorsión y otras actividades ilícitas de la delincuencia organizada transnacional no serían posibles sin la corrupción, la cual genera los altos niveles de impunidad que las hacen atractivas ya que los “costos” para los delincuentes, son mínimos.

“La corrupción es la raíz de la impunidad que está desangrando a Venezuela”, comentó Carlos Tablante al referirse a los altos niveles de inseguridad y violencia que sufre el país, donde ha sido asesinado casi un cuarto de millón de personas en los últimos quince años. “Un país donde el 98% de los delitos queda sin castigo, más del 80% de los jueces son provisionales y la mayoría de ellos – empezando por los miembros del Tribunal Supremo de Justicia- se autodefinen como “milicianos de la revolución”.

“La redes de la delincuencia organizada penetraron al Estado en Venezuela por la vía de la corrupción de tal forma que hoy en día es casi imposible para un ciudadano relacionarse legalmente con las instituciones” – comentó el ex ministro antidrogas y ex parlamentario – “las instituciones fueron destruidas en nombre de la revolución pero nada se construyó en su lugar, dejando el vacío que fue ocupado por la delincuencia organizada, en especial, la financiera”. Tablante recordó que el propio gobierno venezolano reconoció que, solo a través de Cadivi, se robaron al país mas de 25.000 millones de dólares, pero no investiga y no presenta los nombres de las empresas de maletín ni la de los funcionarios que autorizaron esas transacciones. “Maduro pidió una Ley Habilitante para luchar contra la corrupción y después que la obtuvo no volvió a tocar el tema”.

Por su parte, Jaime Abello concluyó que “la corrupción sí puede acabar con un país sin acabarlo, es decir, sin colapsarlo, matando las instituciones y las posibilidades reales de un país mejor”. Sin embargo, ve una esperanza en la capacidad de las sociedades de protestar, la cual, en su opinión y gracias a las redes sociales, está aumentando.

Para Tablante y Hernández la sociedad no puede ser observador neutral sino que tiene que involucrarse y exigir que los gobiernos actúen de manera contundente y sincera contra los delincuentes. “No es posible establecer una especie de convivencia o pax mafiosa con los delincuentes, ya sean de cuello blanco o no, ya sea en las élites del poder político y económico o en el barrio” – manifestó Tablante –  la delincuencia organizada se propaga y contamina a la sociedad de manera viral pero ésta debe defenderse y ejercer sanciones morales y vetos sociales contra los corruptos y los delincuentes, no convivir con ellos y celebrarles sus malhabidas fortunas”.

Tanto Hernández como Tablante coincidieron en que la manera más eficiente de enfrentar a la delincuencia organizada es quitándole el dinero, para lo cual existen los mecanismos si realmente existiera la voluntad política de los gobiernos para enfrentar el problema. Los ponentes consideraron que ” la vía para lograr esa voluntad política es que los pueblos se lo exijan a los gobernantes a través de la presión de la opinión pública y el poder del voto”.

http://www.cuentasclarasdigital.org/carlos-tablante-en-el-hay-festival-de-cartagena-dinero-del-narcotrafico-y-de-la-corrupcion-alimenta-sistema-financiero-mundial/

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *